Propuesta de segunda vuelta está relegada del debate

0

Alberto Aguinaga Cruz

La propuesta para tener una segunda vuelta en la elección de gobernador no forma parte de la agenda prioritaria dentro de las comisiones unidas Primera y Segunda de Gobernación del Congreso del Estado, que analizan las iniciativas de la reforma Electoral.

Miguel La Torre, legislador de Acción Nacional y miembro de esas comisiones, dio a conocer que es un tema complejo que debe analizarse, y enfatizó que actualmente existen otras urgencias en materia de reforma, ya que en el caso de la segunda vuelta, no se aplicaría en los comicios del 2018, sino hasta 2021.

En éste sentido adelantó que las comisiones ni siquiera han visto ese tema, por lo que descartó pudiera ser aprobado. Aunque indicó es un tema del Ejecutivo, la iniciativa la promovió el 20 de junio la fracción parlamentaria del PT.

Al respecto, las diputadas del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional (PRI), criticaron esa propuesta y aseguraron que resultaría elevar el costo del proceso electoral.

En un posicionamiento emitido éste viernes, aseveraron que esa propuesta se aleja de la realidad del estado y es poco viable.

La propuesta del PT habla de la segunda vuelta como un mecanismo para la elección a gobernador y obligar a quien gane los comicios a hacerlo por un porcentaje mayor al que se registra hoy en día para llegar a ese encargo.

“Es una figura electoral que no sólo permite que la votación emitida a favor de un candidato sea lo suficientemente “representativa”, también promueve mayor legitimidad y estabilidad al encargo público, toda vez que favorece posturas políticas más centradas, moderadas y cercanas al votante”.

Detalla que inhibe campañas de polarización, la guerra sucia y la descalificación, “pues los candidatos saben que terminando la primera vuelta, en caso de seguir dentro de la competencia, es muy probable que necesiten convencer a sus adversarios y simpatizantes para que respalden su proyecto político para ganar”.

Del mismo modo, quienes quedan marginados, saben que es posible convertirse en parte del gobierno gracias a los puntos en común con los partidos mayoritarios y están en mejor disposición de brindar su apoyo de manera pública a quien consideren óptimo para el cargo.

“En consecuencia, todos los partidos tienen incentivos para encontrar similitudes entre ellos para mantenerse vigentes y competitivos. En un sistema de segunda vuelta hay mayor legitimidad electoral porque el ganador normalmente comparte su victoria”, agrega la propuesta.

Tanto Aguilar como Vega precisaron que la segunda vuelta está presente en la mayoría de las naciones. De un total de 109 países en los que el Jefe de Estado se elige por votación directa, en 86 existe la posibilidad de ese esquema, con variaciones en requisitos y porcentajes.

El proyecto de esta iniciativa propone que se realice una segunda vuelta solamente en el caso de que el ganador no obtenga más de la mitad de los votos emitidos en la primera vuelta. La segunda vuelta se realizaría entre los dos candidatos punteros.

Comparte:

Del Autor

Deje su comentario